+[56] 41 3835200 comunicaciones@cpcbiobio.cl
Publicado el 27 noviembre, 2023 / Noticias / 122 lecturas

Gremios del Biobío llaman a seguir avanzando en políticas contra la violencia de género en las empresas

La violencia de género constituye un desafío para nuestra sociedad, tiene consecuencias negativas que inciden directamente en el bienestar de las mujeres. Estos efectos se extienden al ámbito laboral y financiero, generando riesgos que impactan en la productividad, el clima laboral, la seguridad, la salud y el bienestar personal de las mujeres afectadas.

En Chile durante el 2023 se han registrado 37 femicidios consumados, 6 de los cuales han sucedido en la Región del Biobío. Según la Dirección del Trabajo entre enero y septiembre de 2022, en Chile se registraron más de 1.200 personas por acoso laboral. Más del 60% de las personas que denunciaron estas conductas correspondían a mujeres. 

En el ámbito del trabajo, la violencia de género adopta las formas de acoso sexual y laboral y fuera de él, la violencia doméstica y de pareja. Según diversos estudios, esto tiene efectos negativos en el empleo, significan riesgos financieros y psicosociales, impactando en la productividad, el clima laboral, la seguridad, la salud y el bienestar personal.  

Es por esto que en el marco del día internacional contra la violencia de género los gremios; Corporación chilena de la Madera sede Biobío y Ñuble, Corma; Cámara Chilena de la Construcción de Concepción, CChC Concepción; Pescadores Industriales del Biobío; Cámara de la Producción y del Comercio Biobío, CPC Biobío, y el Instituto Regional de Administración de Empresas, Irade, hacen un llamado a la comunidad empresarial del Biobío a revisar sus políticas contra la violencia de género y seguir avanzando en programas que vayan en esa línea. 

Para hacerse cargo de estas problemáticas, las empresas han establecido un conjunto integral de medidas. Esto incluye diseñar prácticas laborales, como definir  dinámica entre superiores y subalternos, diseñar regulaciones detalladas sobre protocolos de denuncia por acoso sexual, implementación de códigos de ética, capacitación constante, entre otras medidas. “Las organizaciones aquí firmantes tenemos diversos espacios de promoción de buenas prácticas y la invitación es a informarse porque las empresas pueden aportar valiosamente a disminuir la brecha en un problema que es de la sociedad en su conjunto”, precisa el comunicado.

“La violencia de género tiene efectos negativos en el empleo y significan riesgos financieros y psicosociales, impactando la productividad, el clima laboral, la seguridad, la salud y el bienestar personal”, enfatizan las instituciones, quienes hacen un llamado a los liderazgos a continuar avanzando en la sensibilización y capacitación de estas materias al interior de las empresas. 

En una nueva conmemoración del día contra la violencia de la mujer, es importante un reconocimiento transversal de los efectos negativos que tiene la violencia de género en el mundo, pero a la vez implementar políticas concretas que brinden seguridad y respaldo a las mujeres que sufren de violencia. Una cifra que lamentablemente sigue subiendo a pesar de todos los esfuerzos.