+[56] 41 3835200 comunicaciones@cpcbiobio.cl
Publicado el 18 abril, 2019 / Prensa / 219 lecturas

Incertidumbre en industrias por aplicación de impuestos

La incertidumbre es el estado en que hoy está más de una treintena de grandes industrias de la Región. Es que de acuerdo con la reforma tributaria y otras normas legales, como la ley 19.300 sobre Bases Generales de Medio del Medio Ambiente y su decreto N°18 de 2016, fijan obligaciones y procedimientos a los contribuyentes que generan emisiones de óxido de nitrógeno (NOX), dióxido de azufre (SO2) y dióxido de carbono (CO2) a través de calderas y turbinas.

Son los llamados impuestos verdes y que aplican a todas aquellas fuentes de generación de energía que técnicamente generan 50 MW térmicos (MWt) o más.

DOS VERTIENTES

De acuerdo con el gerente general de la Cámara de la Producción y del Comercio Biobío (CPC Biobío), Ronald Ruf, las empresas están y estarán sujetas a un doble pago de impuestos por contaminación que viene de dos vertientes. Una, del Ministerio de Hacienda por efecto de la reforma tributaria por los impuestos verdes y que, sostuvo, “las empresas acaban de pagar ahora en abril, con el término del año tributario 2018. Y, la otra, por las normas derivadas del Plan de Descontaminación Atmosférica del Gran Concepción (PDA), que viene del Ministerio de Medio Ambiente y que lo más probable, según lo dicho por el seremi de Medioambiente, Mario Delanays, se instauraría comenzando el segundo semestre de este año”, señaló.

Ruf precisó que de entre las 50 a 60 empresas en Chile que están sujetas al tributo, el 40% está en esta región.

Estas son las industrias más duras como Huachipato, centrales térmicas, plantas de celulosa, de tableros, papeleras, plantas de harina de pescado y de inulina, refinería de petróleo, azucarera y, en general, todas las que tienen una generación potente para llevar a cabo su proceso productivo para lo que necesitan mucho calor.

No obstante, el ejecutivo, sostiene que hoy nadie tiene un listado de las empresas en Chile ni de la capacidad de sus calderas. “Puede que una empresa tenga más de una caldera o que tenga tres, y ¿qué pasa si una está siempre apagada, porque está pensada como para una emergencia como respaldo? Ahí es donde están las discusiones dando vuelta porque los 50 MWt son teóricos. Es decir, si están todas las calderas apagadas se paga igual. Por eso las empresa ven esto con preocupación porque hay que ponerlo como un ítem de costos igual sí o sí”.

Agrega que nadie está en desacuerdo con el que contamina tiene que pagar, el tema es cómo se aplica ese cobro.

Lo que se sabe, explica Ronald Ruf, es que todas aquellas empresas cuya sumatoria de calderas o fuentes térmicas, se usen no, sumen más de 50MWt, pagan. Luego viene una fórmula de pagos que depende de cuáles son los gases que se están emitiendo. Ahora se está proponiendo bajar esos 50 MWt. Entonces se pregunta “¿ por ejemplo, si se bajara a 30MWt, le va a tocar pagar a una panadería? ¿Va a ser capaz esa Mipyme de soportar una carga impositiva más. Son preguntas que uno se tiene que hacer y no se sabe si esta propuesta realmente se va a incluir o no en la nueva reforma. Todo eso está todavía en la nebulosa”.

Lo segundo, añade, es que a cada uno de los gases que se emiten se les aplicaría impuesto en forma diferenciada.

CERTEZAS

El gerente de la CPC Biobío, dijo que “las empresas hicieron fuertes inversiones en calderas y filtros, en un proceso largo y complejo y ahora, sobre la marcha, vienen los impuestos verdes. En el PDA todos nos alineamos, pero habrá que buscar algunos equilibrios, porque se necesitan ciertas certezas que atraigan a los inversionistas a la región para que tengamos una economía que vaya de menos a más. Nuestra región tienen de todo, acero, cemento, agricultura, forestal, pesca y los espacios para cobijar a más empresas”.

Consultado el seremi de Medio Ambiente, Mario Delanays, detalló que aún no hay impuestos por el PDA, puesto que todavía no entra en vigencia. “Falta la toma de razón de la Contraloría, lo que debería estar resuelto el 29 de este mes”, dijo, al tiempo que descartó que estos tributos se contrapongan con la aplicación de los impuestos verdes.

Es decir, las empresas estarían sujetas a doble tributación. Aunque todo está por verse al aprobarse la idea de legislar respecto de este proyecto de Modernización Tributaria.

Noticia publicada por diario El Sur, el día 17 de abril de 2019