+[56] 41 3835200 comunicaciones@cpcbiobio.cl
Publicado el 30 marzo, 2020 / Noticias / Prensa / 146 lecturas

Columna: Medidas frente a la emergencia

Medidas frente a la Emergencia Sanitaria

Ricardo Gouët Bañares, presidente Cámara de la Producción y del Comercio Biobío

 

El crecimiento exponencial del Covid-19 o “Coronavirus” se ha convertido en un nuevo punto de inflexión para las distintas esferas de nuestra sociedad y su impacto al finalizar la emergencia, aún no podemos dimensionarlo.

Hace unos días, el Presidente Sebastián Piñera y el ministro de Hacienda, Ignacio Briones, dieron a conocer un paquete de disposiciones orientadas a, como dice el Gobierno “amortizar financieramente” la situación. Se trata de una potente inyección para nuestra economía. La inédita suma de US$ 11.750 millones ayudará a miles de empresas chilenas, sobre todo a las pequeñas, que son las más vulnerables frente a eventos como el que enfrentamos a nivel mundial.

Acciones concretas que darán mayor liquidez a las Pymes, como la postergación del pago del IVA, Impuesto a la Renta y las contribuciones; la agilización del proceso de devolución de impuesto, y el pronto pago a proveedores del Estado, entre otras medidas tributarias, darán un respiro a quienes requieren de estos ingresos para mantener sus operaciones.

Así también, la posibilidad excepcional de acceder al Fondo de Cesantía para mantener contratados a aquellos trabajadores, quienes de otra manera, quedarían desempleados.

El llamado de todos los sectores ha sido enfático para quedarnos nuestras casas lo más posible. La recién promulgada Ley de Trabajo a Distancia cobra relevancia en este escenario, pues apunta a proteger y mantener las fuentes laborales, lo que en esta ocasión da tranquilidad a miles de hogares y minimiza el impacto social de la pandemia.

El teletrabajo es una alternativa real y concreta que permitirá compatibilizar de mejor manera las responsabilidades laborales con las personales, en un contexto de flexibilidad y mayor formalidad para quienes, hasta ahora, utilizaban esta modalidad sin el amparo legal que ofrece el Código del Trabajo.

Así también, la alianza generada desde el empresariado para crear un Fondo Privado de Emergencia para la Salud de Chile, con el férreo compromiso de alcanzar una suma de 50 millones de pesos destinados al diagnóstico, equipamiento e insumos médicos que nos permitan hacer frente a los días más críticos de esta contingencia.

Las próximas semanas serán clave para nuestro país. Las medidas comentadas anteriormente son paliativas; es decir, sólo sirven en el corto plazo. Si la emergencia sanitaria se prolonga, los recursos podrían ser insuficientes. Es por esto que como gremio reiteramos nuestro fuerte llamado al mundo empresarial para que como empleadores insten al cuidado de sus colaboradores y a la comunidad para respetar las instrucciones dadas por la autoridad. Hoy, Chile requiere del compromiso, ayuda y consciencia de todos.